Última actualización: 14/07/2021

Nuestro método

7Productos analizados

21Horas invertidas

6Estudios evaluados

30Comentarios recaudados

Toda cocina debe estar bien equipada, pero no solo con electrodomésticos, sino también con toda una gama de utensilios de todos los tipos, incluyendo unas pinzas de cocina. Esta herramienta se convertirá en tu mejor aliado en el momento de preparar cualquier menú y receta.

Tanto por higiene como por precisión y comodidad, las pinzas de cocina nos permiten agarrar todo tipo de alimentos con facilidad. Sin embargo, no todas las pinzas de cocina son iguales. Por ello, hay que elegir la pinza más apropiada para cada tipo de uso y receta. Sigue leyendo para conocer un poco más sobre estos utensilios de cocina tan prácticos. ¡Empecemos!




Lo más importante

  • Las pinzas de cocina son el mejor utensilio de cocina, ya que permiten agarrar y sujetar todo tipo de alimentos. Son imprescindibles en las etapas de preparación, emplatado y degustación.
  • Para cada circunstancia existe un tipo de pinza diferente. Por eso, en los últimos años han ido apareciendo nuevos modelos adaptados a cada necesidad.
  • Deben considerarse una serie de criterios de compra al momento de adquirir unas pinzas de cocina: el material, el mango, la forma, el tamaño y la resistencia.

Las mejores pinzas de cocina del mercado: nuestras recomendaciones

Si te consideras un amante de la cocina y quieres sacarle el máximo partido a tus platos y recetas, deberás tener diferentes tipos de pinzas en tu cocina. Cada una de ellas te proporcionará unas características particulares. En este sentido, te compartiremos las mejores pinzas que se ofrecen en el mercado. Para su elección, hemos considerado sus especificaciones técnicas y la valoración de los usuarios. Echa un vistazo, ya que aquí puede estar la que buscas.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre las pinzas de cocina

Pocos utensilios de gastronomía son tan versátiles y prácticos como las pinzas de cocina. ¿Quieres enterarte de cuáles son las preguntas más frecuentes que se hacen los usuarios sobre estas estupendas herramientas? Pues estás en el sitio correcto. Sigue leyendo y lo descubrirás.

Para cada circunstancia existe un tipo de pinza diferente. Por eso, en los últimos años han ido apareciendo nuevos modelos adaptados a cada necesidad. (Fuente: Loganban: 39088408/ 123rf)

¿Qué son las pinzas de cocina?

Las pinzas de cocina son el mejor utensilio de cocina, ya que puede ser considerado como una extensión de la mano del cocinero. Gracias a ellas, es posible agarrar y sujetar todo tipo de alimentos, tanto durante la preparación, como al momento de servirlos, emplatarlos o degustarlos.

Estas pinzas hacen que desenvolverse en la cocina sea un trabajo más fácil y rápido.

Estas herramientas de cocina pueden ser de distintos materiales. Por lo general, se caracterizan por tener una forma alargada y plana en el extremo contrario por el que se cogen. De esta manera, facilitan un agarre fuerte de los alimentos sin dar opción a que se resbalen.

¿Para qué sirven las pinzas de cocina?

Una tenaza de cocina será tu mejor aliado en la preparación de tus recetas más sabrosas. A continuación, podrás descubrir las principales funciones que pueden ofrecerte:

  • Quitar alimentos del calor: Pudiendo ser agua o aceite hirviendo, no hay otro método más seguro que utilizar unas pinzas. Su fácil agarre evitará que se caiga, disminuyendo el riesgo de salpicaduras peligrosas en la ropa o en la piel.
  • Saltear y sellar: Se adaptan muy bien para sofreír guisos o sellar todo tipo de carnes. Esto, sin que pierdan su jugo natural ni maltratándolos.
  • Sacar el espagueti: Para evitar que se quiebren las pastas, es mejor sujetarlas con unas pinzas. Estas te permitirán un mejor agarre y en mayores cantidades sin dañarlas.
  • Despachar: Estos utensilios son necesarios para buffets o barras de servicio. Pueden encontrarse modelos para repostería, panadería o ensaladas.
  • Limpiar pescados: Gracias a la precisión de las pinzas adaptadas para pescados, se pueden quitar todas las espinas de los mismos sin que resulte una tarea complicada.
  • Emplatar: Si quieres que tus platos resulten más atractivos a la vista de tus comensales, las pinzas de cocina también se prestarán muy bien para decorar tus platos.
  • Servir hielo: Es una forma más higiénica de sujetar hielos, ya sea para un vaso refrescante de agua o para una copa el fin de semana.

Las pinzas de cocina son el mejor utensilio de cocina, ya que puede ser considerado como una extensión de la mano del cocinero. (Fuente: Urrea: 168974245/ 123rf)

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de las pinzas de cocina?

Utilizar unas pinzas de cocina en tu día a día te proporcionará innumerables ventajas al momento de elaborar tus recetas favoritas. Sin embargo, no hay que olvidar que también ofrecen algunas desventajas. Te las mostramos a continuación:

Ventajas
  • Permiten dar la vuelta y agarrar cualquier tipo de alimento.
  • Servir sin que los alimentos se partan o pierdan su jugo.
  • Mejor agarre que un tenedor o cuchara.
  • Tanto para comidas calientes como frías.
  • Fáciles de limpiar.
  • No ocupan mucho espacio.
  • No alteran el sabor de las comidas.
  • Cómodas y fáciles de controlar.
  • Muchas de ellas poseen cabezales de silicona para no estropear las sartenes.
  • Seguridad. Protegen de quemaduras.
Desventajas
  • Algunas no son aptas para cocinar a más de 260º.
  • Las que son de silicona no duran tanto como las de acero.
  • Algunas pueden llegar a precios muy elevados.
  • Algunas son propensas a oxidarse si no se limpian correctamente.

¿Qué tipos de pinzas de cocina existen y cuáles son sus principales usos?

Una misma pinza de cocina no puede cumplir todas las funciones de igual manera. Si bien podrán subsanar algún uso de emergencia que necesites, lo cierto es que existen distintos tipos de pinzas. Cada una de ellas diseñada para cumplir una acción específica.

Existen modelos universales, que son multiusos, y pinzas de cocina más específicas, adecuadas para cada tipo de alimento o de etapa de preparación en la cocina. A continuación, trataremos de explicarte las diferencias entre cada una de las pinzas y cuáles son sus características más importantes:

Tipos y usos Características
Pinzas para barbacoa o para freír
  • Tienen un mayor tamaño y alcance, para evitar acercarnos al fuego de la barbacoa.
  • Se pueden encontrar con pala o sin ella.
Tenacillas de cocina
  • Pinzas que tienen palas en la punta.
  • Permiten una sujeción más cómoda y precisa.
Tenazas para marisco y crustáceos
  • Se utiliza para romper las patas de los mariscos.
  • Con el objetivo de extraer la carne.
Para repostería y pan
  • Las tenazas de pan son abiertas, redondeadas y con ondulaciones.
  • Las pinzas de repostería tienen un agarre plano.
De precisión, para emplatar o decorar platos
  • Poseen una punta curva y son estrechas y de forma alargada.
  • Le permiten un agarre preciso de los alimentos para mejorar el aspecto de los platos.
Para hielo
  • Punta dentada y una punta opuesta en forma de cuchara para facilitar la sujeción del hielo sin que se resbale.
Quita espinas
  • Útiles para quitarles las espinas al pescado.
  • Pinza pequeña, con puntas rectas y aplanadas.
Para pasta y espagueti
  • Posee una punta dentada que permite arrastrar la pasta sin esfuerzo, sin aplastarla o romperla.
Pinzas para servir
  • Pinzas ligeras con el extremo de silicona para no rallar las sartenes.
  • Tenazas en forma de cuchara con los bordes ondulados. 

¿Cómo limpiar unas pinzas de cocina?

La limpieza de las pinzas de cocina es imprescindible, como en cualquier utensilio de su tipo. Esta puede realizarse, directamente, metiéndola en el lavavajillas, siempre y cuando esté permitido por el fabricante. No obstante, es recomendable siempre quitarle los trozos más grandes de comida de forma manual, con un estropajo, para facilitarle la tarea a la máquina lavadora.

Limpiando tus pinzas de cocina cada vez que las utilizas asegurarás una mejor conservación de las mismas durante muchos años.

Sin embargo, si no quieres meter las pinzas en el lavavajillas (o no cuentas con este artefacto), lo mejor es limpiarlas con abundante agua fría y detergente. Se recomienda servirse de una esponja o estropajo, y frotar suavemente hasta que se vea limpia. Luego, se enjuagarán hasta que queden libres de jabón, secándolas cuidadosamente con un trapo. Se desaconseja dejarlas mucho tiempo mojadas, sobre todo si son de acero o de madera.

Dependiendo del material con el cual estén fabricadas, las pinzas de cocina se limpiarán de formas diferentes. Echa un vistazo al proceso:

Material Limpieza
Madera
  • No lavar en el lavavajillas.
  • Lavar con agua caliente y jabón para retirar la grasa, aclarar y secar de forma inmediata.
  • Si tienen manchas difíciles, usar amoniaco.
Plata
  • Utilizar un paño empapado con alcohol, secarlos y guardarlos alejados de la luz.
  • También se puede utilizar productos especiales para la plata.
  • Conservarlos envueltos en papel de seda.
Acero inoxidable
  • Se lavan con abundante agua y jabón. Aclarar y secar cuidadosamente para conservar su brillo.
  • Se pueden lavar en el lavavajillas, pero debe vigilarse el nivel de abrillantador.
  • Las marcas de óxido se quitan frotando un trozo de corcho en la superficie afectada.
Plástico y silicona (o nylon)
  • Se limpian con agua tibia y jabón, aclarar y secar.
  • También se pueden meter en el aparato lavaplatos sin problema.

Criterios de compra

Ahora que ya conoces un poco más sobre las pinzas de cocina, en esta sección hemos redactado una pequeña lista con los criterios más importantes que deben tenerse en cuenta antes de elegir las adecuadas. Analízalos con detenimiento y podrás dar con el modelo de pinzas indicado para ti.

Material

Los materiales utilizados para la fabricación de las pinzas de cocina son variados. Debemos tener en cuenta que, cada uno, le otorgará beneficios y desventajas al utensilio. Lo más importante, ante todo, es que elijas el que mejor se adapte a tus hábitos y tipo de cocina:

  • Madera: Es un material que no es dañino para la salud ni altera el sabor de los alimentos. Es ideal para coger las tostadas de la tostadora y evitar quemarte los dedos. Estas pinzas se caracterizan por ser resistentes y aportar una gran durabilidad. Además, no rayan las superficies de las sartenes ni transmiten el calor al mango. Sin embargo, su gran enemigo es la humedad. Por ello, es muy importante limpiarlas y secarlas correctamente para que duren más tiempo.
  • Plata: Es un material menos popular. Normalmente, suele encontrarse en modelos clásicos o vintage, que pasan de generación en generación. Se suelen sacar en ocasiones especiales para que la cena o comida tenga más elegancia. Su punto negativo es que es un material conductor de calor. Por ello, es mejor utilizarlos para servir alimentos en frío, como ensaladas, o para hielos.
  • Acero inoxidable: Este material es el más utilizado en este tipo de utensilios de cocina. Esto es debido a que son más duraderos y resistentes al calor, ya que se adaptan perfectamente a altas temperaturas. Sin embargo, si están muy próximos a la fuente de calor, pueden provocar quemaduras importantes. Son las más recomendables para usar en la sartén, en la parrilla o en la barbacoa. Otra de sus desventajas es que rayan la superficie de las sartenes.
  • Plástico o silicona: Las pinzas hechas de plástico duro sirven, principalmente, para utilizar con alimentos fríos o de temperatura ambiente. La razón es que el calor excesivo podría desfigurarlas y dañarlas. Si queremos usarlos para estar en contacto con fuentes de calor, debemos asegurarnos de que estén hechos con materiales resistentes a elevadas temperaturas. Por otra parte, el material de silicona es considerado como el más novedoso en los artículos de cocina. Poseen una gran resistencia al calor y están recubiertos, tanto en el mango como en la punta, para evitar rayar las sartenes.

Mango

Enlazado con el material de fabricación de las pinzas de cocina, un criterio muy importante es la característica de su mango de agarre.

En primer lugar, debemos analizar cuál es el material de base de la pinza. A partir de esto, tendremos que analizar si el mango que incorpora posee un recubrimiento antideslizante, el cual evite que el utensilio se resbale de nuestra mano al momento de su uso.

Sin embargo, tan importante como prevenir su deslizamiento es que el material del mango (sea de cuero, plástico o madera) evite la propagación del calor a través de sí. De esta manera, evitaremos quemaduras o dificultades a la hora de manejar la pinza en plena cocción.

Utilizar unas pinzas de cocina en tu día a día te proporcionará innumerables ventajas al momento de elaborar tus recetas favoritas. (Fuente: Bondar: 136975250/ 123rf)

Forma

Dependiendo de la forma que tengan nuestras pinzas de cocina, se destinarán para un uso u otro. En el mercado, se pueden encontrar modelos con diferentes formas y diseños. Algunos de los más frecuentes son:

  • De tijeras: Se caracterizan por tener un mango similar al de unas tijeras. Permiten un agarre más seguro y fuerte. Se suelen utilizar en frío para servir ensaladas, panes, postres, galletas, tortas, entre otros.
  • De dientes: Los extremos de estas pinzas pueden parecerse a las de un peine para el pelo. Son perfectas para sujetar espaguetis o pastas secas, porque no los dañan y permiten servirlos de la manera más sencilla y cómoda posible.
  • De cuchara y tenedor: Cada punta de esta pinza es diferente. Una de ellas tiene forma de cuchara (honda y redonda), mientras que la otra de tenedor, con dos o más puntas. Son perfectas para servir ensaladas o hielos, ya que permite un mejor agarre.

Tamaño

Las pinzas de cocina pueden tener diferentes tamaños. Desde las más pequeñas, las pinzas quita espinas, de unos 10 cm, hasta las más grandes, para parrillas, de más de 30 cm. El tamaño y la longitud las pinzas, como en el caso de las utilizadas para barbacoa, evita que se generen quemaduras con la fuente de calor.

Antes de comprarte tus pinzas de cocina, tienes que saber analizar si podrás guardarlas en un cajón o colgarlas, ya que de ello dependerá, también, el tamaño de las mismas.

Las pinzas más grandes son utilizadas, principalmente, para cocinar, mientras que las que tienen menor anchura o longitud se emplean para servir y emplatar alimentos con precisión.

Resumen

En conclusión, podemos encontrar en el mercado una variada y rica oferta de pinzas de cocina. El modelo que elijamos dependerá de nuestras necesidades y el uso que queremos darle. Recuerda que no basta solo con un par de pinzas, ya que hay muchos modelos y tipos para elegir. Además, en su mayoría, su adquisición no implica un gran desembolso de dinero.

Esperemos haberte ayudado a elegir las pinzas que mejor se adapten a tus hábitos y rutinas de cocina. No olvides que la cocina es una actividad que podemos hacer muy placentera, siempre y cuando contemos con los utensilios necesarios.

Si nuestro artículo te ha gustado, por favor, déjanos un comentario con tu opinión y compártelo con tus amigos y conocidos.

(Fuente de la imagen destacada: Bbtreesubmission: 113942786/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones